“Traición a la patria”, expresión contundente, fuerte mediáticamente, que acusa a alguien de haber cometido un acto muy grave. También se le puede calificar como apantalladora, en especial de aquellos que carecen del conocimiento necesario para entender cuál es el origen de su significado.
Expresión que también puede considerarse como una más de las formas características que utilizan los integrantes de la autollamada cuarta transformación, para referirse a todos aquellos que no están de acuerdo con sus ideas.
Situación en la que no siempre tienen razón, como es en el caso que nos ocupa. Pues el uso que a esta expresión -traición a la patria- han dado tanto el mediocre dirigente del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Mario Delgado y su segunda de abordo, Citlalli Hernández, los exhibe en toda su incultura jurídica y política.
Para conocer su equivocación solamente basta leer el artículo 123 del Código Penal Federal y se podrá observar que en ninguno de sus XV apartados, así como en los IV del 124 y también en el 125 y 126, hay en su redacción, algo que inculpe el proceder de los 223 diputados federales que no permitieron que la retrograda reforma eléctrica que mandó el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), al Congreso de la Unión para su análisis y aprobación, fuera aprobada. Además que el artículo 61 también de nuestra Carta Magna, protege a los legisladores en cuanto a la expresión de sus ideas, por el fuero que tienen. Por lo que puede llegar a darse, que los del dedo acusador, resulten acusados por lo menos de difamación, además de los delitos de violencia política y de género que se les puedan acumular y les salga, como dice el dicho: el tiro por la culata.
Derrota legislativa contundente para el gobierno que tiene bajo su responsabilidad Morena, así como histórica, ya que es la primera vez que en México le sucede esto a un Presidente en funciones y que como se están dando las cosas en la actual LXV Legislatura Federal, puede ser, que sea solamente la primera de varias más.
Como es del conocimiento nacional, desde el pasado martes AMLO envió al Congreso de la Unión su proyecto de reforma electoral, pero el comportamiento tonto y rijoso del grupo legislativo de su bancada en San Lázaro, de continuar insultando a los partidos políticos que son sus opositores, además de que los está exhibiendo a nivel nacional e internacional, como desconocedores de la materia jurídica, con todo y que están “trabajando” en el lugar en donde se hacen las leyes, por razones obvias y otras más, también tendrán como consecuencia el que las iniciativas enviadas por el Ejecutivo Federal, tampoco progresaran.
Problema que la poca visión del aprendiz de dirigente partidista como lo es Mario Delgado, no le ha permitido disimular lo mucho que les dolió la derrota y continúa haciendo patente su dolor, ante los partidos de oposición y toda la nación.
Pero algo que llama la atención es sin lugar a dudas la acción de López Obrador que habiendo perdido la aprobación de su reforma eléctrica y viendo el ambiente tan adverso que hay hacia Morena en estos momentos en el Congreso de la Unión, envíe otra iniciativa, como ya lo hizo con la electoral y seguramente lo hará también con la de la Guardia Nacional. El cuestionamiento es: ¿Estará buscando también que estas dos no pasen? ¿Será con la intención de culpar a la oposición del no avance en materia legislativa? Independientemente de lo negativas que puedan ser las iniciativas en cuestión. No hay que perder de vista que para el mes de junio habrá elecciones en 6 estados y el 2024 no está tan lejano como se ve. Usted qué OPINA, estimado lector. Hasta el lunes. noti-sigloxxi@hotmail.com (Fech. Púb. Vier. 29-abril-22)

!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube
!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube
!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube
!Integrate al comercio electrónico¡ Estrategias en la Nube